Digest for alt.sports.soccer.manchester.united@googlegroups.com - 5 updates in 2 topics

Friday, June 30, 2017

ivanvalarezo@gmail.com: Jun 29 02:20PM -0700

Sábado, 24 de Junio, 2017 de Nuestro Salvador Jesucristo, Guayaquil, Ecuador-Iberoamérica
 
(Cartas del cielo son escritas por Iván Valarezo)
 
 
SÓLO YESHUA (JESÚS) ES TU VIDA ACEPTADA EN EL LUGAR SANTÍSIMO, SIEMPRE:
 
Nuestro Padre celestial llamó a toda la casa de Israel a recordar todo lo que le había sido dado a Moisés sobre el monte Sinaí, porque Él quería ver a cada hombre, mujer, niño y niña, obedeciendo sus Diez Mandamientos y regulaciones junto con sus preceptos, entregados en el Lugar Santísimo, para vivir la vida santísima complaciente a toda verdad y justicia celestial. Ya que, nuestro Padre celestial había de enviar a su profeta Elías ante de es gran día terrible, que viene sobre toda la tierra, para juzgar los pecados de todo sus habitante, que han fallado en obedecerlo en sus mandamientos santísimos, palabra y preceptos confiados a Moisés, para que Israel los cumpla y hasta que entren en su presencia santísima, perpetuamente bendecidos.
 
Puesto que, los mandamientos que nuestro Padre celestial le entregó a Moisés son santísimos, llevando a todo hombre, mujer, niño y niña a vivir una vida bendita hacia la gloria eterna y así vivir con Él, su Hijo Jesucristo y su Espíritu Santo junto con sus naciones de ángeles que aman, adoran y sirven a su santo nombre fuego eternamente fieles a él. Por lo tanto, viviendo estos mandamientos santísimos te llevaran a cumplirlos y a glorificarlos hacia la eternidad en perfecta verdad y justicia complaciente al corazón del Padre celestial, que siempre requiere perfecta santidad, para que tú vengas a ser como Dios mismo, su Hijo Jesucristo y su Espíritu Santo, viviendo en la gloria celestial, como si jamás hubieses conocido pecado, perpetuamente.
 
Por eso, es que nuestro Padre celestial le manifestó a Israel, por medio de Moisés, asegurándoles, que el Espíritu Santo de los mandamientos es muy difícil de complacerlo, ni menos de cumplirlo al grado de gloria eterna, que sólo existe en el cielo ante nuestro Padre celestial, su Hijo Jesucristo y el Espíritu Santo: Por ende, es imposible de cumplirlos por todo hombre. Estos mandamientos son santísimos, que únicamente nuestro Padre celestial los ha cumplido en la eternidad sin transgredirlos jamás en sus palabras y significados ante su Hijo Jesucristo, el Espíritu Santo y sus huestes angelicales, porque son santísimos, perfectos y gloriosos así como Él mismo lo es eternamente: por ello, ellos hablan de él y de su santo nombre fuego con amor eterno, siempre.
 
Por eso, es que nuestro Padre celestial se los entregó a Israel, por medio de Moisés, porque jamás podrían ser cumplidos y glorificados por esfuerzos y poderes humanos de cada hombre, mujer, niño y niña de la casa de Israel, pero por la vida enriquecida de su Hijo Jesucristo y con abundante gracia y dones del Espíritu Santo, entonces si pudieron eventualmente. Sin duda, fue importante para nuestro Padre celestial de establecer un convenio de vida con Abraham y con el vientre estéril de su esposa Sarah, comiendo del pan y vino de su Hijo Jesucristo, que normalmente es servido a cada ángel celestial, para que siempre tengan la plenitud de su perfecta santidad y gloria: porque sin ella, fallarían en servir a Dios, perpetuamente.
 
Es decir también de que cuando nuestro Padre celestial comió con Abraham y sus 318 hijos adoptados, sentados a la Mesa del SEÑOR, listos para ser servidos por el Rey de Salem, Melquisedec, el pan y vino para que los hijos de Abraham nazcan de la carne sagrada y sangre reparadora de Isaac, entonces el mundo celestial se derramó sobre la humanidad entera. Puesto que, esta era la única manera posible de que nuestro Padre celestial podía tener a sus hijos nacidos del mundo de arriba en la humanidad entera, comiendo y bebiendo de la carne sagrada y de la sangre reparadora que dio vida inicialmente a la tierra seca, que estaba en el vientre estéril de Sarah y que finalmente hizo que Isaac nazca.
 
Así fue como nuestro Padre celestial podía invadir no solamente a la humanidad entera y su tierra con su preciosa y gloriosa vida, escrita con su dedo en las dos tablas de Los Diez Mandamientos, entregados a Moisés para que los obedezca y cumpla Israel siempre, pero igualmente a las naciones, para que sus hijos nazcan entre ellos para formar su reino sempiterno. Estos son mandamientos muy santos junto con cada precepto y norma dada a Moisés sobre el monte Sinaí, que dio vida no solamente a sus hijos por medio de la fe, que él mismo había empezado en Abraham y en el vientre estéril de Sarah, dándole vida a su Hijo Jesucristo como Isaac, pero igualmente a los hijos prometidos para generaciones futuras.
 
Estos son mandamientos santísimos ante nuestro Padre celestial, su Hijo Jesucristo y el Espíritu Santo que en si son el vientre virgen, dando vida siempre a cada uno de los hijos prometidos a Abraham y al vientre estéril de Sarah, incluyendo al Rey Mesías, nacido del vientre virgen de la hija de David, dándole vida perfecta y eterna a la humanidad entera, finalmente. Ciertamente, nuestro Padre celestial le manifestó a Moisés, asegurándole así, de que él le había dado a Israel mandamientos muy difíciles de cumplir y de glorificar en esta vida y en la venidera por poderes, esfuerzos o talentos humanos, ya que estos son mandamientos dados a Israel y a la humanidad entera para que renazcan de ellos, en su eterna perfección angelical.
 
Estos mandamientos santísimos son el perfecto vientre que está firme en el Lugar Santísimo del tabernáculo de reunión, y de que no hay manera posible que el hombre siempre entre en él con su santidad personal y derramando la sangre reparadora de su animal sacrificado sobre el Arca del Convenio, para ser aceptado, y salir de él vivo ante nuestro Padre celestial. Es totalmente imposible, porque cada sumo sacerdote levita que se ha preparado con sus rituales e instrucciones, que está obligado a seguir, derramando la sangre del animal sacrificado al suelo, para él y para su familia, entonces solamente le ayudara todo ello para entrar en el Lugar Santísimo ante el Padre celestial, para renacer de su santidad personal, si sólo es aceptado.
 
Ciertamente, nuestro Padre celestial junto con su Espíritu Santo de los mandamientos lo rechazaba por completo aunque hayan seguido las instrucciones de Moisés, recibidas sobre el monte Sinaí, ejecutando así sus responsabilidades personales en el Lugar Santísimo al pie de toda letra, bañado en su misma santidad humana, que no existía posibilidad alguna de renacer a la vida, en vez moría instantáneamente. Y los levitas sacerdotes afuera del tabernáculo de reunión y con la soga atada a la cintura del sumo sacerdote finalmente lo tenían que jalar del Lugar Santísimo, porque ya no oían más las campanas sonando cuando se movía, por lo tanto, todos entendían que había muerto: porque su santidad personal había fallado en complacer la santidad divina de los mandamientos, para salvación.
 
Evidentemente, siempre fueron los mandamientos santísimos dentro del Arca del Convenio junto con nuestro Padre celestial y con cada sumo sacerdote levita entrando en el Lugar Santísimo con su animal sacrificado y la sangre reparadora salpicada sobre las cosas santas, para ver si seria aceptado con toda la casa de Israel, pero siempre eran rechazados en cambio. Ahora, nuestro Padre celestial rechazaba al sumo sacerdote levita junto con toda la casa de Israel cada vez que entraba en el Lugar Santísimo, porque él siempre fallaba junto con cada hombre, mujer, niño y niña de todo Israel de presentar sus vidas así de santas y de perfectas como la del Espíritu Santo de los mandamientos ante nuestro Padre celestial.
 
En otras palabras, la vida del sumo sacerdote levita junto con cada uno de Israel tenia que igualar la perfecta vida santísima de los mandamientos ante nuestro Padre celestial, sentado sobre la Silla de la Misericordia, del Lugar Santísimo, y fallaron todos en igualarla para cumplir con toda verdad y justicia perpetuamente: por ende tenían que todos morir pecadores, eventualmente. Incluso, esto tenia que tomar lugar siempre en el Lugar Santísimo del tabernáculo de reunión, como desde donde nuestro Padre celestial le otorgó a Moisés por vez primera sus dos tablas de los mandamientos para Israel, para que todos vivan conforme a lo escrito, para que algún día pronto regresen a éste Lugar Santísimo para ser reconocidos como santos, para salvación eterna.
 
Por ende, cada uno en Israel tenia que haber vivido ya el Espíritu Santo de los mandamientos, para ser aceptados por nuestro Padre celestial como muy santos, para entrar en la vida eterna, perpetuamente enriquecidos: porque ahora habían vivido todos ellos conforme a lo escrito en los mandamientos, y lo han honrado todo hasta cumplirlos para estar en el Lugar Santísimo, aprobados, perpetuamente. Y esto significa que cada uno de Israel y de las familias de las naciones tenia que haber vivido ya el Espíritu Santo de los mandamientos como escrito están, y sin fallas ni manchas para ser aceptados por nuestro Padre celestial no solamente para estar en Lugar Santísimo, pero igualmente en el reino de los cielos y con perfecta salvación, para siempre.
 
Puesto que, ésta es la vida perfecta de que todos ellos tenían que ya haberla vivido para entrar al Lugar Santísimo ante nuestro Padre celestial, finalmente para llegar a ser aceptados como sus hijos legítimos, listos para entrar a la gloria celestial para vivir con Él, su Hijo Jesucristo y el Espíritu Santo junto con las huestes angelicales hacia toda la eternidad venidera. De otro modo, era imposible para quien sea de entrar en el Lugar Santísimo ni menos al cielo perpetuamente enriquecido como hijo de Dios, y con poderes para vivir donde desee en la gloria celestial, gozando de su vida eterna y junto con sus riquezas asombrosas hacia la eternidad, sin ser jamás rechazado así como lo fueron Adán y Eva inicialmente.
 
Por eso, es que nuestro Padre celestial le entregó a Moisés y a Israel las dos tablas de los mandamientos para que cada hombre, mujer, niño y niña los cumpla como están escritos, para que algún día finalmente sean aceptados por Él, en el Lugar Santísimo, como sus hijos legítimos, listos para entrar a la vida de la gloria eterna, perpetuamente enriquecidos. Además, nuestro Padre celestial espera a cada uno en Israel que los cumpla así como están escritos en sus vidas vividas en la tierra prometida, porque si tú puedes vivir sus mandamientos santísimos sin ofenderlos nunca en su tierra escogida, entonces esto significa que tú has llegado a su gloria angelical legítimamente, porque finalmente has cumplido con toda verdad y justicia salvadora, perpetuamente.
 
Pero, para sorpresa de todos, nuestro Padre celestial les dijo que Él les había dado mandamientos que nadie los podría cumplir jamás, porque es imposible para que el hombre los cumpla y glorifique así como Él ya los ha glorificado en la eternidad ante las huestes angelicales, por ende, las probabilidades de que alguien entre en el Lugar Santísimo, cumpliéndolas, no existen. Sin embargo, podemos ver que solamente Moisés podía ascender al cielo, cuando nuestro Padre celestial lo llamaba, para entregarle a él cualquier cosa que Israel necesitaba poseer para amarle, servirle y glorificarle a él por medio de la vida santísima de los mandamientos y del tabernáculo de reunión, pero también podemos ver que jamás él fue restringido de nada en todo Israel.
 
Esto nos enseña de que para nuestro Padre celestial, Moisés fue especial ante él por donde sea que fue por todo el campamento israelí y en el cielo igualmente así como cuando era llamado para ascender el monte Sinaí, para que el Padre le enseñe como escribiría los mandamientos con su dedo o enseñarle los detalles del tabernáculo de reunión, por ejemplo. Esto significa, obviamente, de que Moisés no poseía restricciones alguna jamás para ir a donde sea que nuestro Padre celestial lo llamaba, como para enseñarle la gloria que Él había preparado para que Israel la posea en aquellos días y para la eternidad: Porque Moisés fue aceptado como uno de los suyos y como que si siempre ha existido con él en familia.
 
Pero, la verdad es, de que Moisés fue uno como cualquier otro hombre, mujer, niño o niña en toda la casa de Israel, sin embargo, él tenia poder para estar ante nuestro Padre celestial por las necesidades de Israel y así servir a esas necesidades, para que Israel viva una vida poderosamente lo suficiente camino hacia Canaán y victorioso sobre todo enemigo, siempre. Nuestro Padre celestial siempre estaba listo para oír a Moisés y contestar a sus peticiones, para él y para Israel igualmente, porque él tenía poder, y todo porque era considerado como uno de la familia divina del reino angelical, llamado para hacer lo que él sólo podía hacer para su gloria, y esto fue de llevar a Israel a Canaán sano (y salvo).
 
Nosotros podemos ver que nuestro Padre celestial le había confiado lo que Él siempre había amado grandemente en el cielo a un mero hombre, nacido del vientre de una mujer, y éste era Moisés, llevando a la casa de Israel de Egipto a la tierra que Él mismo había escogido, ya que esto fue algo que solamente Moisés podía cumplir fielmente. Nuestro Padre celestial jamás estuvo listo para confiar en nadie de Israel ni menos de los ángeles santísimos para que haga algo así para él, llevando a todo Israel hacia Canaán, que él mismo la había escogido para él: porque seria en ella, en donde él finalmente vivirá con sus hijos de Israel y de las familias de las naciones, perpetuamente feliz.
 
Ahora, por qué nuestro Padre celestial confió tanto en Moisés, y de esto, después de que él mismo le dijo que no era elocuente, y que tartamudeaba severamente: por eso, él jamás podía ser el que tenia que enviar con ésta obra tan asombrosa para Él en todo Israel: Entonces, SEÑOR, envía a quien debas, y no a mí, Moisés imploró. Instantáneamente, nuestro Padre celestial le dijo a Moisés, no conozco Yo a tu hermano Aarón, y que él habla muy bien, y él viene hacia a ti ahora, y cuando te vea él será llenó de alegría en su corazón, porque ahora serás tú dios para él, y él hablara como tu profeta las palabras que Yo te diga, para el Faraón.
 
Con estas palabras, Moisés se dio cuenta de que nuestro Padre celestial estaba determinado a enviarlo con su obra maravillosa que él haría para sus hijos, que él mismo había dado vida por su Hijo Jesucristo cuando nació como Isaac del vientre estéril de Sarah, por el Espíritu Santo, para eventualmente levantar su santo nombre fuego sobre el mundo entero, perpetuamente victorioso. Visto que, nuestro Padre celestial había dado vida a su único Hijo como Isaac del vientre estéril de Sarah no solamente para introducir sus fuegos asombrosos de su gracia, misericordia, verdad y justicia divina junto con la carne sagrada y la sangre reparadora, para salvar a Israel, pero igualmente para levantar su santo nombre fuego: conquistando así las naciones con salvación eterna, finalmente.
 
Ya que, nuestro Padre celestial necesitaba reconquistar de Satanás lo robado perpetuamente con mentiras y decepciones de Adán y sus hijos, para que él pueda bautizar al mundo entero con agua primeramente, para empezar nuevamente toda vida humana, pero esta vez con su santo nombre fuego, ardiendo sobre él así como con las huestes angelicales del cielo, y con perfecta santidad perpetua. Entonces ¿qué fue tan especial de Moisés de que él podía estar en su presencia santísima en el cielo y en la tierra igualmente, como en el tabernáculo de reunión y en su Lugar Santísimo, para hablar con el Padre claramente y en persona sobre las cosas que él necesitaba resolver para él y para su
Darth Simian <great_sage_equal_of_heaven_@hotmail.com>: Jun 29 06:32PM +0100

On 28/06/2017 21:51, Rafalution wrote:
> Please stop the daily posting of S*n shite into the Liverpool NG Darth
> S*nian
 
> It's not FAFTBH :-( :-( :-(
 
Please accept my full and sincere apology on behalf of your
*DEMOGRAPHIC* Rupelaution! Feel free to post about your interest in
Bashment and Trap music at any time!
http://www.bbc.co.uk/newsbeat/article/40432131/employee-sacked-after-grenfell-fundraiser-poor-quality-demographic-comment
LMFWO :-)
--
I'm changing the direction of our country!
Join the Liberal Democrats to stop Brexit!
http://www.libdems.org.uk/
Rafalution <Rafalution@25thmay2005.com>: Jun 29 07:24PM +0100

>On 29/06/2017 18:32, Darth S*nian wrote:
> On 28/06/2017 21:51, Rafalution wrote:
 
 
I bet you were on the phone calling for his sacking and moaning about
racism this, racism that !!!
 
The man is out of a job tonight for speaking the truth !!!
 
*TRUE*
 
--
 
Victory for Jesus Christ, Hard Brexit and Mr Rafa Benitez
Darth Simian <great_sage_equal_of_heaven_@hotmail.com>: Jun 29 09:02PM +0100

On 29/06/2017 19:24, Rafalution wrote:
> racism this, racism that !!!
 
> The man is out of a job tonight for speaking the truth !!!
 
> *TRUE*
 
Rupelution is quoting is Uncle Kelvin's most *INFAMOUS* line again! :-(
It's so *SAD* that he can't help himself!
Do the have a rehab facility where patients can't read harmful tabloids?
--
Please delete as applicable:
I identify with...
being white / *BLACK*
the city of Liverpool / *BIRMINGHAM*
being slim / *FAT*
Rafalution <Rafalution@25thmay2005.com>: Jun 29 09:40PM +0100

On 29/06/2017 21:02, Darth Simian wrote:
 
> Rupelution is quoting is Uncle Kelvin's most *INFAMOUS* line again! :-(
> It's so *SAD* that he can't help himself!
> Do the have a rehab facility where patients can't read harmful tabloids?
 
 
Another *CONFIRMED* S*n Quote from Darth S*nian who once again proves
that despite his EMLD BAME status, that he is *STILL* a daily S*n reader !!!
 
And enjoys posting his *BILE* on a daily basis !!!
 
Not FAF !!!
 
--
 
Victory for Jesus Christ, Hard Brexit and Mr Rafa Benitez
You received this digest because you're subscribed to updates for this group. You can change your settings on the group membership page.
To unsubscribe from this group and stop receiving emails from it send an email to alt.sports.soccer.manchester.united+unsubscribe@googlegroups.com.

0 comments:

Post a Comment